Juan Antonio Villanueva Santoyo: rey de los pillos, azote de la base trabajadora:

Primera parte

 1.- El líder con agallas, pero mal usadas

Cierto es que nuestro personaje tiene agallas pero las ha usado toda su vida para destruir a los dirigentes del STUACh, incuso a sí mismo: en su propio dicho a) “me chingue a Dario, con lo de las 200 plazas; b) “me chingue a Pérez Cruz, con lo de los Congresos”, que no hizo; c) “me chingue a José Luis Jiménez, con lo de la golpiza en el periférico”; d) “me chingue a Silvia, con la división de su comité”; e) se jodió a sí mismo cuando dijo que se bajó los calzones con el patrón; f) jodió a Ortiz con la división del comité, protagonizada y orquestada por él; g) jodió a Wilbert con la formación de un comité espurio paralelo. Esa es su trayectoria de líder con agallas destructivas, obvio tiene sus 666 seguidores que le hacen posible sus barbaridades.

 

2.- El líder popular y populista

El STUACh por muchos años adoptó el populismo como forma de lucha predominante. Eso lo llevó a sumirse en un profundo atraso económico y político, a diferencia de otros sindicatos como STUNAM, o el STRM, de los telefonistas, que avanzaron porque entendieron mejor la política salarial, la real, la que Santoyo le llama sueños guajiros; para él, ni en sueños se le da el tema fundamental del salario. Le he dado el epíteto de ídolo de las multitudes; porque es eso un ídolo (aquí dale clic en word y te dará los sinónimos tales como: fetiche, amuleto, reliquia, mascota, estatuilla, etc.), que no sirve para otra cosa que de adorno. En nuestro personaje encaja a la perfección la definición de populista. El populismo es la vía fácil para conseguir las cosas, pero que a larga resultan una larga y pesada calamidad (igual ver sinónimos en word), como la resaca después de la borrachera. El populismo es veneno puro contra los trabajadores.

 

3.- Recuperar el STUACh, pero de los pillos como Santoyo

De quién hay que rescatar al STUACh es del tal San_pillo, ya que en 10 Congresos se ha dedicado a destruir a los dirigentes sindicales de nuestra organización, sin propuestas, sin aportaciones, sin documentos trascendentes, ni transcendentales. Es él y sus seguidores, que si los tiene, quien ha hundido al sindicato. Ya es hora de atraparlo en su propia trampa

 

4.- Santoyo sembrador de miedo, sometimiento, fraude, chantaje y algo más

Este personaje es capaz de sembrarte miedo; te chantajeará tu voto para decirte que si no es por él se acaba el sindicato; si no es por él se quedará Wilbert y con ello pillarte tu voto; que después de la elección sin quorum se viene el caos, con lo que te estará sometiendo a que votes; este tipo de personajes junto con Imelda son capaces de retacar urnas y san se acabó. Si eso hacen habrán abierto la grieta más profunda que haya vivido el STUACh y de la cual ya no sanará.

Tres grietas le ha abierto Santoyo al STUACh en los últimos tiempos:

  1. Una elección fraudulenta que resultó en la formación de un comité espurio, según la corte: SCJN;
  2. Una negociación en la derrota, de la que él fue parte integrante, y perdió el bono;
  3. Una profunda división del sindicato al repartir las prestaciones sin una revisión justa y equitativa de las participaciones; y va por la cuarta;
  4. Un mega fraude, jamás nunca antes visto en las filas sindicales del STUACh, con lo que se pone al STUACh al borde de ultratumba.

 

5.- La relación Patrón - Santoyo

Santoyo le queda justo a la medida al patrón; es un tipo que se inclina y se desnuda ante la autoridad. Sabe privilegiar sus intereses personales económicos, antes que los sindicales. Sabe manipular a las masas y estas le obedecen. No tiene mayor sabiduría, ni proyecto sindical reivindicador de mediano, ni de largo plazo. Justo a la medida del patrón. Bueno, quienes los conocen dicen que hasta es compadre del patrón, imagínate el círculo perverso que te espera.

 

6.- Pequeña radiografía de Juan Antonio Villanueva Santoyo

Es buen amigo, pero de lo ajeno, no más de 5; excepto que lo acompañen a pillar.

Es un buen ejemplar del Rey Atila, conocido como el “rey pillo” por el azote de Roma; no forman territorio, ni pueblo, ni ley; solo los mueve la avaricia por el billete. Los siguen los que son igual que ellos.

Excelente personaje en el arte de la manipulación de masas.

En la numerología de su trayectoria sindical lo acompañan y lo delatan dos números mágicos el 40 (cuando dice que es el número de delegados que coinciden con él y el 666 que se refiere a sus seguidores) Bueno el 40 lo delata con Alí Babá y sus seguidores; y el de 6 cientos, 6 decenas y 6 más con el número de la bestia. Con 40 delegados hace mayoría y con 666 registra planilla, su registro es de 663, le presto tres para que complete.

Padece trastorno bipolar, es como Kalimán: tierno con los niños e implacable con los malvados. El nuestro es tierno con el patrón (se baja las prendas íntimas de vestir, e implacable con los dirigentes del STUACh)

Su arma más mortífera y despiada: la mentira. Excelente traficante de plazas. Lucra con las necesidades de trabajo y del desempleo. Pilló a sus secretarias en 2007, les bajó $13,000.00 a cada una, del salario UACh.

 


Buscar

Ford Zapata Texcoco

Miembro activo

Anúnciese aquí

Hamburguesas Del Chef


Pollería y Carnicería La Morenita

Librería Graphic

Noticias más vistas